Cita:

"La dureza de los ricos justifica el mal comportamiento de los pobres"
(Marqués de Sade)

Etiquetas

2012 (2) Africa (2) Alemania (3) Alianza de Civilizaciones (5) Andalucía (1) Anécdotas y leyendas (2) Argentina (1) Asia (3) Barak Obama (1) Barcelona (1) Brasil (2) Bulgaria (1) Castilla y León (2) Cataluña (16) China (2) Chipre (1) Cine (13) citas (90) Ciudadanos (3) Comunidad Valenciana (3) Comunismo (1) Cultura (4) Deporte (5) Donald Trump (1) Ecología (1) Economía (189) Economía Sostenible (36) Educación (11) Egipto (2) Elecciones 2011 (4) Elecciones 2015 (3) Elecciones 2016 (1) Elecciones catalanas 2012 (1) Elecciones Europeas 2014 (4) España (285) Estados Unido (9) Europa (80) Extremadura (4) FAO (1) Flash (8) Francia (5) Gibraltar (1) Grecia (5) Historia (55) Historia para españoles que quieren dejar de serlo (12) Iberoamérica (1) In Memorian (9) Inmigración (1) Internacional (64) Italia (2) Japón (1) Justicia (1) l (1) La Frase (24) La Palabra (176) La pregunta del millón (1) liberalismo (15) Libertad (42) Literatura (56) Madrid (14) Martin Luther King (1) Monarquía (1) Neolengua (2) nuevo orden mundial (82) oración (1) Pablo Iglesias (1) Partido Popular (6) periodismo (42) Podemos (8) política (232) Portugal (1) Profecías (1) PSOE (3) Redes Asociales (1) Regenerarse o morir (36) Reino Unido (7) religión (9) República (3) Rusia (5) Sanidad (10) Satrapías (46) Semoliberalebuenoyqué (8) Sindicatos (2) Sociedad (8) Sudáfrica (1) Terrorismo (8) Tontilandia Show (53) Turquía (2) Ucrania (6) Una imagen vale más que mil palabras (26) Unas gotas de filosofía (5) Venezuela (4) Vídeo (9) Viñetas (38) Viriato Pastor Lusitano (5) Viriato Pastor Lusitano. (14)

miércoles, 23 de diciembre de 2009

Ser y Parecer.

Esa es la cuestión. Somos una cosa y parecemos otra. Somos un país de "chufla" y parecemos un país serio. Y todo esto se extiende al mundo de la cultura, la política, el deporte y por supuesto, la empresa y las finanzas. No quiero hacer leña del árbol caído, con el señor Díaz Ferrán, aunque haya material más que suficiente para hacer leña de el. Imagino que algunos de sus compañeros empresarios, algunos políticos, algunos sindicalistas o algunos miembros de la ciudadanía de a pie, se preguntarán; ¿qué argumentos esgrimirá el Presidente de la CEOE, en las futuras negociaciones, si tiene su casa como la tiene, imagino que no solo por causa de la crisis, sino además, por su deficiente gestión?.
En defensa del presidente de la CEOE, diremos, que por lo menos, su empresa, Air Comet, la que ha ido a pique, no está sostenida artificialmente por ninguna ayuda estatal, cubierta o por encubrir, ni ningún plan de rescate, realizado con dinero público. Si de algo puede presumir Díaz Ferrán, es de eso. A el no le ha ayudado ningún gobierno, ni amigo ni enemigo, y su empresa se ha acogido a la máxima liberal de quien lo hace mal, al pilón.
A lo mejor si se hubiera hecho eso, por ejemplo, con la banca, otro gallo nos hubiera cantado, y a estas alturas, al igual que nuestros vecinos comunitarios, más previsores y trasparentes que nosotros, tendríamos unos mejores datos, no tendríamos un 19% de desempleados, y no tendríamos el consumo y la economía paralizados. A lo mejor, hubiera habido cierre masivo de bancos que lo han hecho rematadamente mal, como se ha hecho en Estados Unidos, donde más de 140 entidades crediticias han echado el cierre, por su mala gestión, pero tendríamos la ropa limpia y lavada, y a lo mejor; solamente a lo mejor, Air Comet no hubiera dejado tirados a 9.000 viajeros y a más de 600 personas en la calle, engrosando las listas del INEM.
No. No me entiendan mal. No quiero decir con esto que Díaz Ferran sea un buen "almirante", que como Felipe II, no mandó sus naves a luchar contra los elementos. Seguramente, la gestión del presidente de la CEOE, haya sido catastrófica. De el, y de su consejo directivo, por supuesto. Pero que podemos esperar, de un país, donde el nepotismo y el compadréo son moneda de uso corriente, donde se dan ayudas con dinero público, como si fueran churros, donde la mediocridad laboral, política y empresarial, forman parte del decorado.
No podemos coger a Díaz Ferrán y ponerlo en el altar de los sacrificios, cuando hay tanto embrollo y tanto chanchullo por salir a la luz. Si Díaz Ferrán sigue siendo "jefe" de los empresarios, estos y el, sabrán el porque. Total, aquí no dimite nadie, así que uno más o menos, ¿qué más da?.
Lo dicho; hay una diferencia muy grande entre el ser y el parecer. Lo podremos comprobar en los próximos meses.
Feliz Navidad a todos.

No hay comentarios: