Cita:

"La dureza de los ricos justifica el mal comportamiento de los pobres"
(Marqués de Sade)

Etiquetas

2012 (2) Africa (2) Alemania (3) Alianza de Civilizaciones (5) Andalucía (1) Anécdotas y leyendas (2) Argentina (1) Asia (3) Barak Obama (1) Barcelona (1) Brasil (2) Bulgaria (1) Castilla y León (2) Cataluña (16) China (2) Chipre (1) Cine (13) citas (90) Ciudadanos (3) Comunidad Valenciana (3) Comunismo (1) Cultura (4) Deporte (5) Donald Trump (1) Ecología (1) Economía (189) Economía Sostenible (36) Educación (11) Egipto (2) Elecciones 2011 (4) Elecciones 2015 (3) Elecciones 2016 (1) Elecciones catalanas 2012 (1) Elecciones Europeas 2014 (4) España (285) Estados Unido (9) Europa (80) Extremadura (4) FAO (1) Flash (8) Francia (5) Gibraltar (1) Grecia (5) Historia (55) Historia para españoles que quieren dejar de serlo (12) Iberoamérica (1) In Memorian (9) Inmigración (1) Internacional (64) Italia (2) Japón (1) Justicia (1) l (1) La Frase (24) La Palabra (176) La pregunta del millón (1) liberalismo (15) Libertad (42) Literatura (56) Madrid (14) Martin Luther King (1) Monarquía (1) Neolengua (2) nuevo orden mundial (82) oración (1) Pablo Iglesias (1) Partido Popular (6) periodismo (42) Podemos (8) política (232) Portugal (1) Profecías (1) PSOE (3) Redes Asociales (1) Regenerarse o morir (36) Reino Unido (7) religión (9) República (3) Rusia (5) Sanidad (10) Satrapías (46) Semoliberalebuenoyqué (8) Sindicatos (2) Sociedad (8) Sudáfrica (1) Terrorismo (8) Tontilandia Show (53) Turquía (2) Ucrania (6) Una imagen vale más que mil palabras (26) Unas gotas de filosofía (5) Venezuela (4) Vídeo (9) Viñetas (38) Viriato Pastor Lusitano (5) Viriato Pastor Lusitano. (14)

martes, 9 de febrero de 2010

Reducir el gasto.

Se estima que 1 de cada 5 euros de gasto público en España corresponde al Estado Central. Los 4 euros restantes, corresponden a las 17 comunidades autónomas.
Me imagino, ayer, en Londres, la cara de los interlocutores británicos, cuando la ministra Salgado, les fue a explicar en que consistía la reducción del gasto público en España. Me imagino, que los interlocutores, entre la media sonrisa, la cara de circunstancias y la flema británica, le preguntarían a la señora ministra: "¿Y como lo va a hacer usted, señora, si su gobierno no controla la totalidad del déficit público en España?". Y no les faltaría razón.
Gobierne PSOE o PP, en España hay algo que nunca cambiará. El Estado, no controla la totalidad del gasto público. Y eso en Europa, en Estados Unidos, en Japón y en la mayoría de las economías occidentales, lo saben. Están por lo tanto, cargados de razón, cuando desde sus diarios de información económica y general, desconfían de la salida de la crisis, de un país como España.
Es fácil, muy fácil, decir a los españoles, que somos víctimas de una conspiración externa, con ramificaciones en el interior, para socavar la imagen de Rodríguez Zapatero, para destruir el euro, o para destruir la economía patria. Si; es ´fácil. Lo que no es fácil es reconocer el problema de fondo. España, no es un país de fiar. ¿Por qué? Pues porque hay 17 formas diferentes de ver la economía, 17 satrapías o mini-estados, 17 mercados con sus 17 normas y, de seguir así la cosa, con sus 17 idiomas.
Ahí está la raiz de la crisis de la economía nacional. Como dice un famoso anuncio de brandy: "Este país es así, aquí se vive como se bebe". Aquí, o nos pasamos, o no llegamos. Hace 30 años, en España, conseguimos lo que los científicos de todo el mundo llevan intentando durante siglos: La cuadratura del círculo. O lo que es lo mismo; la convivencia en un mismo país de un estado federal y otro centralista.
Es humanamente imposible, controlar el gasto público en España. Por mucho que tu quieras controlar el gasto del estado, siempre habrá un cacicato local dispuesto a aumentarlo. Siempre habrá un sátrapa local, dispuesto a financiar; la Academia de Estudios del Bable y sus derivados, la Academia de la Lengua Valenciana, la Sociedad de Amigos de la Gallina-Tigre de Ondarroa o la Sociedad Protectora del Silbido de la Isla del Hierro. Siempre habrá una casta parásita, dispuesta a vivir de la teta de los impuestos, inventándose diferencias. Eso es incontrolable. A las cabecitas pensantes que durante la "Santa Transición" se les ocurrió la feliz idea del café para todos, habría que darles el "Premio Cenutrio".
Los economistas, no entran, a la hora de prescribir recortes, en política. Ellos recomiendan reducir el gasto, pero no se dan cuenta, que en España, reducir el gasto, es, además de un problema económico, un problema político. En el exterior nos critican, desconfían de nosotros, de nuestra capacidad para salir de la crisis. Ayer, escuché a un economista televisivo, decir que, comparar a España con Grecia y Portugal, era como comparar al Madrid con el Alcoyano. Yo pienso, y lo digo aquí, ahora, que Portugal y Grecia, saldrán antes de la situación de ruina en la que se encuentran, que nosotros. ¿Por qué? Porque Grecia y Portugal, no dependen de 17 taifas, para tomar decisiones, sobre la reducción o no de su déficit público.

No hay comentarios: