Cita:

"La dureza de los ricos justifica el mal comportamiento de los pobres"
(Marqués de Sade)

Etiquetas

2012 (2) Africa (2) Alemania (3) Alianza de Civilizaciones (5) Andalucía (1) Anécdotas y leyendas (2) Argentina (1) Asia (3) Barak Obama (1) Barcelona (1) Brasil (2) Bulgaria (1) Castilla y León (2) Cataluña (16) China (2) Chipre (1) Cine (13) citas (90) Ciudadanos (3) Comunidad Valenciana (3) Comunismo (1) Cultura (4) Deporte (5) Donald Trump (1) Ecología (1) Economía (189) Economía Sostenible (36) Educación (11) Egipto (2) Elecciones 2011 (4) Elecciones 2015 (3) Elecciones 2016 (1) Elecciones catalanas 2012 (1) Elecciones Europeas 2014 (4) España (285) Estados Unido (9) Europa (80) Extremadura (4) FAO (1) Flash (8) Francia (5) Gibraltar (1) Grecia (5) Historia (55) Historia para españoles que quieren dejar de serlo (12) Iberoamérica (1) In Memorian (9) Inmigración (1) Internacional (64) Italia (2) Japón (1) Justicia (1) l (1) La Frase (24) La Palabra (176) La pregunta del millón (1) liberalismo (15) Libertad (42) Literatura (56) Madrid (14) Martin Luther King (1) Monarquía (1) Neolengua (2) nuevo orden mundial (82) oración (1) Pablo Iglesias (1) Partido Popular (6) periodismo (42) Podemos (8) política (232) Portugal (1) Profecías (1) PSOE (3) Redes Asociales (1) Regenerarse o morir (36) Reino Unido (7) religión (9) República (3) Rusia (5) Sanidad (10) Satrapías (46) Semoliberalebuenoyqué (8) Sindicatos (2) Sociedad (8) Sudáfrica (1) Terrorismo (8) Tontilandia Show (53) Turquía (2) Ucrania (6) Una imagen vale más que mil palabras (26) Unas gotas de filosofía (5) Venezuela (4) Vídeo (9) Viñetas (38) Viriato Pastor Lusitano (5) Viriato Pastor Lusitano. (14)

lunes, 12 de julio de 2010

Todo está escrito y prediseñado (IV).

Transnacionalización del capital en Iberoamérica.

La penetración del capital extranjero, procendente de los centros económicos mundiales, que marcó el fin de la etapa del capitalismo nacional en los países iberoaericanos, se incrementó progresivamente, hasta producir un elevado grado de internacionalización en los más destacados capítulos de la economía de estos países.
Como ha subrayado la CEPAL:
"Durante los años 70 se han transformado profundamente las formas de inversón de América Latina en la economía mundial y se ha intensificado el proceso de internacionalización de vinculación con los países industriles de economía de mercado. Las empresas transnacionales han desempeñado un papel preponderante en este proceso, así como la banca privada internacional por la importancia que ésta ha logrado como fuente de financiamiento externo de los países latinoamericanos."
"Las empresas transnacionales tienen una importante participación en la produción manufacturera. Dominan los sectores estratégicos, de mayor dinamismo y de más rápido avance tecnológico; en particular, en las industrias químicas, metales básicos, mecánicos y en la industria automotriz. Menor en su participación en las industrias tradicionales donde gravitan las empresas nacionales". (CEPAL: "América Latina en la Nueva Estrategia Internacional del Desarrollo: metas y objetivos, Santiago de Chile, "Notas sobre la economía y el desarrollo de la América Latina, números 311/313, febrero-marzo 1980)
Las consecuencias de esta ocupación creciente de los sectores "más dinámicos" de la economía iberoamericana por el capital transnacional son, muy especialmente las siguientes:
- Por un lado, el ahondamiento hasta límites muy graves del carácter dependiente de las economías de los distintos países. Es decir; la pérdida, a veces casi completa de la posibilidad de orientar el proceso económico con criterios nacionales, en interés del propio pueblo, y la paralela realidad en avance de que esa orientación sirva exlusivamente a intereses externos. (En un determinado momento de crisis, como va a verse bien pronto, el Centro dominante puede abandonar el interés por la Periferia dependiente, provocando inopinadamente su hundimiento)
-Por otra parte, una carga exhorbitante de deuda externa -y de su sevicio anual- sobre los hombros de cada iberoamericano. Trampa en la que se cae alegremente en unos años de bonanza, pero que pronto, se convertirá en un dogal asfixiante. Una deuda externa que por otra parte, va adquiriendo cada vez mas carácter financiero.
"Apartir de 1974 el sistema bancario internacional pasó a ser la "columna vertebral" del financiamiento para el desarrollo y estabilización, en lugar de las fuentes públicas tradicionales. En 1966 el aporte neto de los bancos a financiamiento de la cuenta corriente en América Latina era sólo 12% del total; en cambio, entre 1974 y 1976 éste representó casi el 60% de la cuenta corriente neta y en 1979, pese a la expansión de los préstamos otorgados por organizaciones internacionales su aporte llegó al 70%".(CEPAL). Es la "bancarización de la deuda". (Héctos Casanueva: "El desarrollo de América Latina. Apuntes sobre la crisis y aproximación al estudio de una estrategia cooperativa". Madrid, CIPIE, 1986, pág. 21)
(José Luís Rubio Cordón. Gran Historia Universal. "América en nuestros días" Ediciones Nájera. Madrid. 1990)

No hay comentarios: