Cita:

"La dureza de los ricos justifica el mal comportamiento de los pobres"
(Marqués de Sade)

Etiquetas

2012 (2) Africa (2) Alemania (3) Alianza de Civilizaciones (5) Andalucía (1) Anécdotas y leyendas (2) Argentina (1) Asia (3) Barak Obama (1) Barcelona (1) Brasil (2) Bulgaria (1) Castilla y León (2) Cataluña (16) China (2) Chipre (1) Cine (13) citas (90) Ciudadanos (3) Comunidad Valenciana (3) Comunismo (1) Cultura (4) Deporte (5) Donald Trump (1) Ecología (1) Economía (189) Economía Sostenible (36) Educación (11) Egipto (2) Elecciones 2011 (4) Elecciones 2015 (3) Elecciones 2016 (1) Elecciones catalanas 2012 (1) Elecciones Europeas 2014 (4) España (285) Estados Unido (9) Europa (80) Extremadura (4) FAO (1) Flash (8) Francia (5) Gibraltar (1) Grecia (5) Historia (55) Historia para españoles que quieren dejar de serlo (12) Iberoamérica (1) In Memorian (9) Inmigración (1) Internacional (64) Italia (2) Japón (1) Justicia (1) l (1) La Frase (24) La Palabra (176) La pregunta del millón (1) liberalismo (15) Libertad (42) Literatura (56) Madrid (14) Martin Luther King (1) Monarquía (1) Neolengua (2) nuevo orden mundial (82) oración (1) Pablo Iglesias (1) Partido Popular (6) periodismo (42) Podemos (8) política (232) Portugal (1) Profecías (1) PSOE (3) Redes Asociales (1) Regenerarse o morir (36) Reino Unido (7) religión (9) República (3) Rusia (5) Sanidad (10) Satrapías (46) Semoliberalebuenoyqué (8) Sindicatos (2) Sociedad (8) Sudáfrica (1) Terrorismo (8) Tontilandia Show (53) Turquía (2) Ucrania (6) Una imagen vale más que mil palabras (26) Unas gotas de filosofía (5) Venezuela (4) Vídeo (9) Viñetas (38) Viriato Pastor Lusitano (5) Viriato Pastor Lusitano. (14)

martes, 7 de septiembre de 2010

El Catenazzo.


El catenazzo, en fútbol, para los puristas del buen juego, es un atentado contra el "deporte rey". Catenazzo, cerrojo en italiano, es una táctica que se sacaron en el país trasalpino, de lo más rácana, sucia, poco vistosa, pícara y maloliente, consistente en 9 tipos defendiendo a ultranza en campo propio, haciendo uso de todas las malas artes posibles, cubriendo a un guardameta, por lo general bastante bueno y dejando solo en campo enemigo a un ariete o delantero, generalmente habilidoso, rápido y oportunista. Esta táctica iba acompañada de todo tipo de artimañas, como pequeñas faltas tácticas, pérdidas de tiempo, y una teatralidad fuera de lo común. El fin del catenazzo era ganar por lo civil o por lo criminal y en caso de perder, hacerlo por la mínima, infringiendo al rival el máximo posible de bajas para un hipotético partido de vuelta o una hipotética prórroga. El catenazzo, es el juego sucio en si mismo, la antítesis de la deportividad y del juego limpio. El ejemplo más claro y patente de esta técnica-táctica futbolística la dio Holanda en la final del Mundial de fútbol contra España, superando con "cum laude" a sus inventores italianos.
"Con lo que nos sale ahora el tipo este", dirán ustedes. Bueno, bueno, un poquito de paciencia, porque esto del catenazzo tiene que ver, en sentido figurado, parabólicamente con el tema a tratar hoy, que no es ni más ni menos que el anuncio, "la feliz idea", la ocurrencia de Montilla de proclamar día electoral en Cataluña, el 28 de noviembre, domingo y a la sazón fecha del clásico Real Madrid-Futbol Club Barcelona. Repito; un poquito de paciencia.
Bien, ya sabemos que es el catenazzo, en fútbol. La falta de creatividad, de ideas, de originalidad en todos los aspectos de la vida, han hecho que la teoría del catenazzo sea exportada del ámbito futbolístico a esos otros estamentos y aspectos de la vida. Así, el ideario del máximo rendimiento con el mínimo esfuerzo acompañado de malas artes que acompañan al catenazzo, han invadido el mundo de la economía, la cultura, por supuesto el deporte y como no; la política.
Aquí precisamente quería llegar yo. Como hemos dicho, "El Molt Honorable" José Montilla i Aguilera, nacido en Iznajar, provincia de Córdoba ha decidido hacer uso del catenazzo en política, en vez de salir a ganar, simple y llanamente, gustándose, jugando limpio. La diferencia de hacer uso del catenazzo en el fútbol y en la política es que el fútbol es un juego, la política no lo es, aunque a veces lo parezca, sobre todo para algunos.
Montilla sabe que el PSC se la juega en estas elecciones, sabe que el "granero" de votos de los socialistas en Cataluña está en el cinturón metropolitano de Barcelona, en Cornellá, en el Prat, en Hospitalet, en Santa Coloma, Mataró, en Badalona...Poblaciones "charnegas" donde el acento del sur se hace más que presente, donde el castellano impera y, donde en los últimos años gracias a la estupidez políticamente correcta de dirigentes como el, como Carod, como Saura, el "tripartito, vaya, han crecido hasta hacerse insoportables, los índices de marginalidad, desempleo, delincuencia, inmigración descontrolada y conflictiva y los próblemas que de ella se derivan.
Para evitar el descalabro, Montilla, ha llamado al todavía ministro de trabajo y ex-alcalde de Hospitalet, el extremeño Celestino Corbacho. Muy mal deben de andar las cosas, muy mal deben de pintárle las cosas a Montillas en las encuestas, en las verdaderas, en las que ellos manejan, no en las manipuladas que nos sueltan a nosotros.
Montilla cree, sabe, barrunta, que el personal atontado como está por el pan y circo futbolistico y con el jaleo del Madrid-Barça, igual no se acerca masivamente a votar el día 28, lo cual le interesa. Eso unido a que los sufridos habitantes del cinturón metropolitano de Barcelona, un porcentaje alto de la población en Cataluña, les ha traído siempre al fresco las elecciones autonómicas por lo que siempre ha habido mucha abstención, craso error por cierto, según los cálculos rácanos y pobres del PSC, debe hacer que la derrota no sea muy abultada. Igual se equivoca y le sale el tiro por la culata. Los barrios obreros de las ciudades dormitorio de la periferia de Barcelona, empiezan a estar hasta el gorro de tanta estupidez, de tanto absurdo, de tanto vividor a costa de sus impuestos, de la inmigración descontrolada, de la concesión de suelo público para construir mezquitas, de políticas lingüísticas que van contra su lengua madre, el español, de años y años de corrupción, de que una minoría imponga sus dictados...En resumen, en definitiva, empiezan a estar hartos de Montillas, Carod Roviras, Sauras, Puigcercoses, Pujoles...
El miedo en el PSC es patente. Antes estaban tranquilos pues la estupidez del PP de Cataluña, defenestrando a gente tan contestataria como Vidal-Quadras o Monserrat Nebrera por líderes mansos y pseudo-catalanistas como Piqué o Sánchez Camacho, hacía que los habitantes del area metropolitana no supieran bien a quien votar y terminaran por tanto o absteniéndose o votando lo mismo que anteriormente. Apareció Ciudadanos, una plataforma bien planteada pero demasiado "pija", elitista y progre, por lo que no obtuvo muy buenos resultados. Ahora ha aparecido Plataforma per Catalunya, el partido de Anglada. Al margen de estar de acuerdo o no con los postulados de Anglada, lo que está claro es que su discurso está llegando a la gente. ¿Que por que lo sabemos?. Fácil, nada más hay que mirar la manera de perder el traserillo ahora, de alcaldes y dirigentes de CiU, PSC y demás por sacar leyes anti-burka y por perseguir mezquitas ilegales, cuando antes han pasado del tema.
Pese a todo, para intentar conservar el trocito de poltrona que todavía le queda, el PSC y su máximo responsable, han optado por salir a jugar al catenazzo. Una máxima del fútbol es que; quien sale a empatar, normalmente acaba perdiendo.

2 comentarios:

inisfree dijo...

Será interesante ver los resultados de PxC en las autonómicas. Puede ser la voz de los que no creen en la alternativa del PP y menos en la de Ciudadanos.

Viriato, pastor lusitano. dijo...

Si, será bastante interesante. Eso si, hasta las elecciones vamos a asistir a todo un ejercicio de juego sucio, de manipulación y de política ficción por parte de la casta política actual. El catenazzo, vamos. Saludos.