Cita:

"La dureza de los ricos justifica el mal comportamiento de los pobres"
(Marqués de Sade)

Etiquetas

2012 (2) Africa (2) Alemania (3) Alianza de Civilizaciones (5) Andalucía (1) Anécdotas y leyendas (2) Argentina (1) Asia (3) Barak Obama (1) Barcelona (1) Brasil (2) Bulgaria (1) Castilla y León (2) Cataluña (16) China (2) Chipre (1) Cine (13) citas (90) Ciudadanos (3) Comunidad Valenciana (3) Comunismo (1) Cultura (4) Deporte (5) Donald Trump (1) Ecología (1) Economía (189) Economía Sostenible (36) Educación (11) Egipto (2) Elecciones 2011 (4) Elecciones 2015 (3) Elecciones 2016 (1) Elecciones catalanas 2012 (1) Elecciones Europeas 2014 (4) España (285) Estados Unido (9) Europa (80) Extremadura (4) FAO (1) Flash (8) Francia (5) Gibraltar (1) Grecia (5) Historia (55) Historia para españoles que quieren dejar de serlo (12) Iberoamérica (1) In Memorian (9) Inmigración (1) Internacional (64) Italia (2) Japón (1) Justicia (1) l (1) La Frase (24) La Palabra (176) La pregunta del millón (1) liberalismo (15) Libertad (42) Literatura (56) Madrid (14) Martin Luther King (1) Monarquía (1) Neolengua (2) nuevo orden mundial (82) oración (1) Pablo Iglesias (1) Partido Popular (6) periodismo (42) Podemos (8) política (232) Portugal (1) Profecías (1) PSOE (3) Redes Asociales (1) Regenerarse o morir (36) Reino Unido (7) religión (9) República (3) Rusia (5) Sanidad (10) Satrapías (46) Semoliberalebuenoyqué (8) Sindicatos (2) Sociedad (8) Sudáfrica (1) Terrorismo (8) Tontilandia Show (53) Turquía (2) Ucrania (6) Una imagen vale más que mil palabras (26) Unas gotas de filosofía (5) Venezuela (4) Vídeo (9) Viñetas (38) Viriato Pastor Lusitano (5) Viriato Pastor Lusitano. (14)

lunes, 13 de diciembre de 2010

La Verdadera Historia de al-Andalus: Marwan, refundador de Badajoz.


En el año 2002 la comunidad musulmana de Badajoz hizo público su malestar por la intención del consistorio pacense de colocar en la alcazaba de la ciudad una estatua de Marwan, el refundador muladí de la capital pacense. Decían los musulmanes residentes en Badajoz sentirse insultados por la intención del ayuntamiento de levantar esa estatua a Marwan, pues el islam prohibe las imágenes, y que mejor homenaje al caudillo musulmán refundador de Badajoz, que respetar la tradición islámica.
Estas declaraciones de los responsables de la comundad musulmana residente en Badajoz, denota un claro caso de desconocimiento de la historia del país, de la ciudad, en la que residen y que han tenido a bien acogerlos. Si conocieran la historia de Marwan, estos señores, nunca hubieran dicho lo que dijeron entonces.
Abd-l-Rahmán ibn Marwan ibn al-Yiyigi al-Maridi. Abd-l-Rahmán, hijo de Marwan el gallego, el emeritense. Efectivamente, Marwan era emeritense. Era apodado "el gallego" por los árabes, pues se llamaba gallego a todo aquel que procedía del norte de la península. Su familia, el Banu-Marwan, se supone que ya dominaba el territorio de la antigua Lusitania romana, (Extremadura y el Portugal meridional), o por lo menos parte de el. Tras el 711, año en que los musulmanes entran el la península, los responsables del emirato, tiene que pactar con la familia Marwan que controla el territorio. Estos, los Marwan, acceden a convertirse al Islam, a cambio de continuar en el poder. Seguramente eran cristianos arrianos, lo que facilitó su conversión al Islam, pues la doctrina arriana tenía diversas coincidencias con la islámica, no así tanto en las formas, como en el fondo. Ya hemos visto la primera rebelión emeritense llevada a cabo por Abd al-Yabar en el año 835. En el año 868 se produce otra rebelión, con Marwan a la cabeza, a causa de las duras imposiciones de los árabes a los mozárabes y los muladíes. Las tropas del emir, Mohammed I, ponen sitio a Mérida. Tras meses de asedio, la ciudad capitula, reducida a ruínas. Dicen las crónicas que solo quedó en pie la alcazaba. Marwan es llevado a Córdoba, donde es obligado a permanecer en estado de semi-libertad, hasta el año 875, año en el que huye de la capital del emirato. Tras la huída pone rumbo a la antigua población fundada por los romanos, Pax Augusta, enonces una pequeña aldea. Tras fortificarla, Marwan rebautiza la ciudad como Batallyus (Badajoz). Vuelve a rebelarse contra el emir, el cual vuelve a mandar un ejército para apagar la rebelión del emeritense, y asedia la capital pacense. En 877, Marwan, huye de Badajoz y logra refugiarse en la corte de Alfonso III el Magno, en León. Tras permanecer ocho años Marwan en tierras de León al amparo del rey Alfonso, al amparo de los cristianos, vuelve a Badajoz en el 884. Tras interminables luchas, en 886 vence a las tropas del emir e instaura en Badajoz un reino independiente de facto, de Córdoba.
A lo largo de su señorío en las tierras del suroeste peninsular, Marwan no dudó a la hora de preservar sus intereses en ponerse de acuerso con los cristianos del norte de España. Su dominio fue insultante para el emirato, tan insultante, que Marwan llegó a hacer de tope entre al-Andalus y el reino de Asturias. Para atacar la cornisa cantábrica en manos de los cristianos, los andalusíes tenían que andar dando rodeos, pues temían que al pasar por los dominios de Marwan, sufrieran un ataque de este, y en vez de enfrentarse a un enemigo, los cristianos, tubieran que enfrentarse a dos, los cristianos y las huestes de Marwan. Marwan fundó un principado, independiente de facto, poblado por muladíes y mozárabes en su mayoría. Dicen que por vez primera desde la llegada del islam a la península, éste llego a convivir en paz con el cristianismo, por lo menos por unos años, pocos, con las demás creencias peninsulares, cristiana y judía.
A la muerte de Abd-l-Rahmán, fue su hijo Mohammed quien le sucedió en el poder, continuando con la independencia de facto de Badajoz, con respecto a Córdoba. A Mohammed le sucedió su hijo Abdallah, el cual fue derrotado por las tropas de Abd-l-Rahman III, el primer califa de Córdoba en el año 930.
Imagino que si los responsables de la comunidad musulmana de Badajoz conocieran la verdadera historia de Abd-l-Rahmán ibn Marwan, no levantarían tanto la voz. Como dijo en 2002, cuando surgió la polémica en torno a la estatua, el escultor Estanislao García, su creador, ni Marwan ni la alcazaba de Badajoz eran patrimonio de los musulmanes, si no de los ciudadanos de Badajoz y de los españoles en general.

No hay comentarios: