Cita:

"La dureza de los ricos justifica el mal comportamiento de los pobres"
(Marqués de Sade)

Etiquetas

2012 (2) Africa (2) Alemania (3) Alianza de Civilizaciones (5) Andalucía (1) Anécdotas y leyendas (2) Argentina (1) Asia (3) Barak Obama (1) Barcelona (1) Brasil (2) Bulgaria (1) Castilla y León (2) Cataluña (16) China (2) Chipre (1) Cine (13) citas (90) Ciudadanos (3) Comunidad Valenciana (3) Comunismo (1) Cultura (4) Deporte (5) Donald Trump (1) Ecología (1) Economía (189) Economía Sostenible (36) Educación (11) Egipto (2) Elecciones 2011 (4) Elecciones 2015 (3) Elecciones 2016 (1) Elecciones catalanas 2012 (1) Elecciones Europeas 2014 (4) España (285) Estados Unido (9) Europa (80) Extremadura (4) FAO (1) Flash (8) Francia (5) Gibraltar (1) Grecia (5) Historia (55) Historia para españoles que quieren dejar de serlo (12) Iberoamérica (1) In Memorian (9) Inmigración (1) Internacional (64) Italia (2) Japón (1) Justicia (1) l (1) La Frase (24) La Palabra (176) La pregunta del millón (1) liberalismo (15) Libertad (42) Literatura (56) Madrid (14) Martin Luther King (1) Monarquía (1) Neolengua (2) nuevo orden mundial (82) oración (1) Pablo Iglesias (1) Partido Popular (6) periodismo (42) Podemos (8) política (232) Portugal (1) Profecías (1) PSOE (3) Redes Asociales (1) Regenerarse o morir (36) Reino Unido (7) religión (9) República (3) Rusia (5) Sanidad (10) Satrapías (46) Semoliberalebuenoyqué (8) Sindicatos (2) Sociedad (8) Sudáfrica (1) Terrorismo (8) Tontilandia Show (53) Turquía (2) Ucrania (6) Una imagen vale más que mil palabras (26) Unas gotas de filosofía (5) Venezuela (4) Vídeo (9) Viñetas (38) Viriato Pastor Lusitano (5) Viriato Pastor Lusitano. (14)

martes, 25 de octubre de 2011

Al final las cosas suelen caer solas, por su propio peso.



En Libia, los insurrectos han instalado la Sharia.
En Túnez, ha ganado las elecciones un partido islamista, eso si, dicen que moderado.
Son las consecuencias de andar imponiendo "tiranuelos" a la gente, en contra de su voluntad, en el mundo árabe y en el mundo en general. Al final la gente cuando tiene oportunidad, elige a fuerzas a quien le da la gana, y no porque sea la mejor opción para ellos, sino por el ejercicio de no elegir al "candidato de Occidente".
Esto me recuerda a la política impuesta por los yankis, en los años ochenta en América Latina.
A base de imponer dictadores y seudo dictadores, a base de golpes de estado orquestados por la CIA, consiguieron que la gente, en los pocos periodos que tuvieron de elegir libremente a quien les viniera en gana, decidieron elegir a tipos como Hugo Chávez, como Evo Morales, como Carlos Menem, como Daniel Ortega, como...Todos ellos, a cual más peligrosamente populista.
Al final, uno se da cuenta, de que si en nadie metiera, en este jodido mundo, las narices donde no le llaman, a todos nos iría infinitamente mejor.
La cosa "promete" en el mundo islámico. Ya lo verán como al final acabaremos echando en falta a Gadafi y compañía, no dándonos cuenta de que estas cosas pasan, precisamente, por poner en el panorama político de estos paises al Gadafi de turno, y no dejar que la gente elija a quien les venga en gana, sea o no del agrado de nuestros oligarcas.

2 comentarios:

José Antonio del Pozo dijo...

¡echar de menos a Gadaffi! no creo, aunque coincido en que la situación en Magreb adquiere preocupantes contornos.
saludos blogueros

Viriato, pastor lusitano. dijo...

Perdona; se me olvidó entrecomillar ese "echar de menos". ¿Te acuerdas de aquello de Guatemala y guatepeor? Pues eso.