Cita:

"La dureza de los ricos justifica el mal comportamiento de los pobres"
(Marqués de Sade)

Etiquetas

2012 (2) Africa (2) Alemania (3) Alianza de Civilizaciones (5) Andalucía (1) Anécdotas y leyendas (2) Argentina (1) Asia (3) Barak Obama (1) Barcelona (1) Brasil (2) Bulgaria (1) Castilla y León (2) Cataluña (16) China (2) Chipre (1) Cine (13) citas (90) Ciudadanos (3) Comunidad Valenciana (3) Comunismo (1) Cultura (4) Deporte (5) Donald Trump (1) Ecología (1) Economía (189) Economía Sostenible (36) Educación (11) Egipto (2) Elecciones 2011 (4) Elecciones 2015 (3) Elecciones 2016 (1) Elecciones catalanas 2012 (1) Elecciones Europeas 2014 (4) España (285) Estados Unido (9) Europa (80) Extremadura (4) FAO (1) Flash (8) Francia (5) Gibraltar (1) Grecia (5) Historia (55) Historia para españoles que quieren dejar de serlo (12) Iberoamérica (1) In Memorian (9) Inmigración (1) Internacional (64) Italia (2) Japón (1) Justicia (1) l (1) La Frase (24) La Palabra (176) La pregunta del millón (1) liberalismo (15) Libertad (42) Literatura (56) Madrid (14) Martin Luther King (1) Monarquía (1) Neolengua (2) nuevo orden mundial (82) oración (1) Pablo Iglesias (1) Partido Popular (6) periodismo (42) Podemos (8) política (232) Portugal (1) Profecías (1) PSOE (3) Redes Asociales (1) Regenerarse o morir (36) Reino Unido (7) religión (9) República (3) Rusia (5) Sanidad (10) Satrapías (46) Semoliberalebuenoyqué (8) Sindicatos (2) Sociedad (8) Sudáfrica (1) Terrorismo (8) Tontilandia Show (53) Turquía (2) Ucrania (6) Una imagen vale más que mil palabras (26) Unas gotas de filosofía (5) Venezuela (4) Vídeo (9) Viñetas (38) Viriato Pastor Lusitano (5) Viriato Pastor Lusitano. (14)

miércoles, 28 de marzo de 2012

Tontilandia Show: Un país tremendamente singular.



Este país, sin duda, es tremendamente singular. Aquí puede pasar de todo, aunque, nunca pase de nada.

El domingo hubo elecciones. Este país singular es lo que tiene, una casta de políticos enorme, repartidos por toda la geografía patria, que de cuando en cuando se dejan querer por la ciudadanía a la que roban. El domingo fue uno de esos días en los que se dan cita manipulación periodística y democracia fallida. Hubo elecciones, ya digo, en Andalucía, en Asturias, nada nuevo, dos satrapías de las 17 que padecemos que decidieron "renovar" cargos públicos.

Tanto en una como en otra, Andalucía o Asturias, se habían puesto diversas, aunque no variadas esperanzas. En Andalucía, el PP aspiraba a cerrar el círculo de poder omnipotente que los españoles tuvieron a bien darle en las últimas citas electorales autonómicas, municipales y generales. Ni que decir tiene que la costalada fue de aupa. El ínclito Arenas Bocanegra, sátrapa rajoyano en andalucía se volvía a topar con los que algunos periodistas capitalinos, a sueldo de la prensa del movimiento, no dudan en llamar el voto cautivo, como si voto cautivo sólo lo hubiera en Andalucía. Arenas ganó, pero no consiguió la mayoría absoluta, situación propicia para un pacto PSOE-IU. Pacto que la prensa afecta al PP han empezado a criticar, criticando la afección republicano-comunista-federalista de IU, tachando a la coalición de peligrosa. No digo yo que no sea así. Tampoco diré lo contrario. Sólo recordaré a los sicarios a sueldo y opinadores profesionales que estos y otros días pululan por las tertulias radiotelevisivas capitalinas lo que dijeron de la coalición republicano-comunista-federalista, cuando esta apoyó al candidato del PP en Extremadura para que fuera presidente de esta autonomía. Recordaré que entonces no les pareció mal IU.

Recordar a todos, que estas situaciones que se están dando en Andalucía y en Asturias, donde no va a gobernar la lista más votada, en favor de partidos perdedores en las elecciones, se podrían haber solucionado hace mucho desterrando de una vez por todas y para siempre el sistema electoral proporcional, la ley D'hont, y optando por uno mayoritario o, mixto, que incluyera una segunda vuelta, aunque yo me incline siempre por el primero, esto es por el mayoritario, con circunscripciones pequeñas. De todos modos, para evitar estas situaciones en las llamadas autonomías, lo mejor sería cerrarlas y clausurarlas, pero claro; ¿dónde iba a pastar entonces tanto estómago agradecido?

Para financiar este despelote, al glorioso gobierno del Partido Popular, que como digo, a pesar de la costalada de Arenas Bocanegra en Andalucía, tiene en sus manos un poder pocas veces visto en la historia de España, pues decía, que para financiár el despelote, al gobierno de Mariano, no se le ocurre mejor opción que la de los Hispabonos. Agárrense: Una emisión de bonos nacionales (Deuda Pública) para financiar los desmanes de las satrapías autonómicas. ¿Estamos o no estamos en un país singular? Sería mejor, saldría más barato, sería más sencillo, cerrar las autonomías o, si no se quiere ir tan lejos, despojarlas de competencias y devolver estas a la Administración Estatal. Pero no. Mariano Rajoy, que se está cubriendo de gloria, opta por la huida hacia adelante, por la salida zapateríl a la crisis, opta por enfangarse hasta el corvejón. Increible.

Con todos estos datos en la mano, no es de extrañar que en Europa no nos tomen en serio y, no se crean lo que les prometemos, esto es; que vamos a ser buenos chicos y que no nos vamos a endeudar más de lo debido. No me extraña las declaraciones de Monti, el Primer Ministro italiano, no me extraña que la CDU, el partido de Ángela Merke, vaya a mandar a un emisario a Madrid para ver el truco del almendruco de Mariano Rajoy, para ver como los ínclitos desgobernantes populares, funden el agua y el fuego. Increible, ya digo.

A todo esto mañana hay huelga. Huelga institucional, huelga pactada. Tan pactada que no han tardado nada en ponerse de acuerdo en los servicios mínimos en las zonas del país más pobladas y en los principales puntos neurálgicos de estas zonas. Es todo parte de un circo, un circo peligroso, eso si, que nos puede llevar al desastre menos calculado por todos, aunque en este país singular, la sangre, en el pasado, casi siempre no haya llegado al río, pero ¡ay!, cuando ha llegado.

No hay comentarios: